Angels Barceló: “El periodismo es tan o más importante que antes”

Angels Barceló, a la izquierda, en la entrada del auditorio del Museo Picasso. Fuente: La Opinión de Málaga

Angels Barceló, a la izquierda, en la entrada del auditorio del Museo Picasso. Fuente: La Opinión de Málaga

Necesitaba alguna pista. Y cierta ración de positivismo.

 

Con motivo de la inauguración de los cursos de verano de la UNIA Angels Barceló, directora del programa ‘Hora 25’ de la Cadena Ser, comparecía para charlar sobre periodismo. La conferencia se titulaba: ‘Periodista en tiempo de crisis’. Y pensaréis: “Otra chapa, la hecatombe del sector, la desaparición del papel…”. Pues no.

No le gustan las conferencias, prefiere las charlas o el debate, la confrontación de ideas. Habla de forma distendida y su voz es de obligada atención. “La sociedad tiene el derecho de saber lo que pasa”, comienza diciendo la periodista, es el único motor que le mueve a seguir con este oficio. Un oficio que no le vino por vocación, con el tiempo le otorgó su importancia y ahora lo venera.

Menciona el caso de una adolescente de 17 años que fue a pedirle consejo porque quiere estudiar Periodismo pero sus padres se oponen con el argumentos de las escasas salidas laborales. La respuesta fue sencilla y contundente: “Si tú quieres hacer Periodismo, hazlo”.

La crisis se está llevando la vocación, las salidas llevan la batuta a la hora de elegir una carrera. “Los estudiantes están frustrados incluso antes de acabar la carrera”, dice Angels (y yo lo corroboro). Las empresas piden experiencia en primera instancia.

“Contar lo que pasa, sin más ornamentos, eso es periodismo”. Dentro del propio sector hay confusión. No sé sabe lo que es o deja de ser periodismo y se acaba menospreciando su tarea. La locutora explica que la comunicación es espectáculo que se convierte en negocio y éste, ocasionalmente, en basura. El erróneo desarrollo de la labor periodística ocasiona que la gente piense que esta especialidad es innecesaria.

La corrupción está incentivando un cambio de opinión entre los ciudadanos. Los famosos papeles de Bárcenas o el caso Nóos son algunos de los hechos que día a día muestran los medios. Trabajos de investigación e información exclusiva. “El periodismo es tan o más importante que antes”. Aunque Angels señala que los periodistas no están para tumbar gobiernos, están para contar lo que sucede, de lo primero ya se encarga otra institución o los propios votantes.

“Es complicado ser decente en época de crisis”. Asemeja la mesa de una redacción a una trinchera en tiempos de guerra. Jefes que imperan, anunciantes que chantajean, políticos que pagan… “Necesitamos que la sociedad nos lleve bocadillos a las trincheras”, decía; en definitiva, que apoye al periodista. La locutora advierte que en algún momento se puede cruzar la tentación y depende de uno mismo saberla rechazar.

La marea verde de la educación, la marea blanca de la sanidad… La ponente sueña con otra marea que defienda a los medios de comunicación. Teme que las radios, las televisiones, la prensa desaparezca sin que haya una movilización. Tal y como ha pasado en Grecia. En un principio sí, la ciudadanía pisó la calle, pero, en días, se produjo la popular anestesia. “Si los medios cierran y no pasa nada, seríamos una sociedad enferma”. Reitera que los propios profesionales del sector son los que pueden cambiar el pensamiento de la ciudadanía y demostrar lo importante que son, en caso contrario: “Corremos el riesgo de suicidarnos como medio de comunicación”.

Anuncios